Blogia
L a P e d r @ d a

DE WASHINGTON VINO UN RECADO

Max Lesnik

www.radio-miami.com


El canciller mejicano Ernesto Derbez estuvo de visita por breves horas en La Habana el pasado domingo con el propósito exclusivo de discutir con su homólogo cubano Felipe Pérez Roque el restablecimiento pleno de las relaciones diplomáticas entre Méjico y Cuba, un tanto deterioradas hasta entonces, hasta el punto de que los Embajadores de ambos países habían sido retirados de sus respectivas sedes diplomáticas. Como era obvio suponer, el funcionario visitante- dada la corta estancia programada para su visita a la isla- no tenía tiempo para otras actividades como no fuera la de resolver el diferendo pendiente entre las dos naciones. Derbez fue a Cuba a eso y a nada más. A resolver el problema planteado entre Cuba y Méjico. Esa era su misión y la cumplió a cabalidad.

Sin embargo para el Secretario de Estado de los Estados Unidos Collin Powell el Canciller Derbez estaba obligado- según el criterio de Washington- a reunirse en La Habana con los opositores al gobierno cubano para que de esa manera la presencia en Cuba del diplomático mejicano fuera vista con buenos ojos por la administración Republicana del Presidente Bush.

Según publicó el diario mejicano "La Jornada" el Secretario Powell presionó al Canciller Derbez para que en su próxima visita a Cuba se reúna con los grupos Disidentes cubanos. De acuerdo a la información, cuando después de su viaje a La Habana el funcionario mejicano hizo una visita de trabajo a Washington a principio de esta semana, en su reunión con el Secretario Powell este le preguntó con insistencia inquisitiva por qué no se había reunido con los Disidentes en la isla.

La conversación sobre el tema de Cuba entre el mejicano y el americano, vale la pena destacarla para que nuestros oyentes valoren hasta que punto el gobierno norteamericano en su obsesión con el tema de Cuba, llega hasta el punto de ofender la dignidad y la independencia de otras naciones.

Según "La Jornada" Derbez le explicó a Powell que no se había entrevistado con los opositores a Castro porque eso no estaba en el programa. Entonces- reveló el Canciller mejicano- me insistió Powell en que si en una futura ocasión lo haría, a lo que este respondió diciendo que entonces solicitaría por los canales oficiales al gobierno cubano una reunión con los Disidentes de la misma manera que los funcionarios cubanos que vayan de visita a Méjico tendrían que solicitar permiso del gobierno de Méjico para entrevistarse con los dirigentes de la oposición en ese país.

Y aquí viene la pregunta ¿Cómo calificar la conducta del Secretario de Estado de los Estados Unidos Collin Powell para con el Canciller de Méjico Ernesto Derbez? ¿Prepotencia?¿ Arrogancia imperial? ¿ Falta de respeto a la soberanía y la dignidad del gobierno mejicano ¿ O acaso todo eso de una sola vez?

Si alguien se preguntara por qué el gobierno norteamericano- especialmente este gobierno Republicano del Presidente Bush tiene tan pocos amigos leales en el mundo, que no se diga que los otros países tienen un resentimiento gratuito contra los Estados Unidos o que están movidos por la envidia contra Norteamérica. Nada de eso.

Es que cuando no se respeta la dignidad de los amigos lo que se gana es un nuevo enemigo.

!Cuándo aprenderán esta lección los gobernantes y los diplomáticos norteamericanos!

Porque para luego es tarde.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres